A propósito de celebrarse este nueve de mayo el Día Internacional de las Aves, existe en República Dominicana una especie endémica llamada Amazona ventralis o Cotorra de la Hispaniola, la cual se encuentra en estado vulnerable.

Uno de los factores que afectan la reproducción de esta especie, es el deseo de los seres humanos de tenerla en sus hogares como mascota.

Su captura y comercio están prohibidos por la Ley. Por cada cotorra capturada, varios pichones pierden la posibilidad de llegar a la adultez (pobres bebés).

“Amores que matan”, es una estrategia de prevención que durante años ha utilizado el Grupo Jaragua, para educar a la población sobre la importancia de no secuestrar la especie nativa de nuestro país, compartida con Haití, además de incentivarle a no eliminar los bosques donde la misma se reproduce.
Dejarla volar es la mejor demostración de amor hacia nuestra fauna.
Déjala volar…

Comparte la Noticia:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.