El futuro mandatario argumentó que quiere que su oficina deje de ser un “símbolo del poder imperial” y se acerque al pueblo.

Yoon Suk-yeol, elegido el 9 de marzo como nuevo presidente de Corea del Sur, anunció este domingo la decisión de trasladar la Oficina presidencial de la Casa Azul a lo que es ahora el edificio del Ministerio de Defensa del país asiático, informa Yonhap. 

El futuro mandatario surcoreano argumentó que quiere que su oficina deje de ser un “símbolo del poder imperial” y se acerque al pueblo. “Pido al pueblo que comprenda que no se trata de una simple reubicación de espacio, sino de mi determinación de servirles y trabajar adecuadamente”, aseveró. 

El presidente electo surcoreano busca reforzar la alianza con EE.UU. y aumentar la capacidad militar para hacer frente a "provocaciones" de Pionyang

El presidente electo surcoreano busca reforzar la alianza con EE.UU. y aumentar la capacidad militar para hacer frente a “provocaciones” de Pionyang

A partir del traslado, la Casa Azul se abrirá completamente al público, algo que Yoon Suk-yeol prometió durante su campaña electoral. Al mismo tiempo, la cartera de Defensa se moverá a otro edificio. 

La elección de la sede del Ministerio de Defensa como nueva Oficina presidencial se debe a su seguridad y el coste de mudanza relativamente bajo. Inicialmente, el mandatario electo tenía previsto trasladar su despacho al complejo gubernamental de Gwanghwamun, pero esta posibilidad se descartó, ya que no puede protegerse de las amenazas exteriores, al estar rodeado de otros edificios altos, lo que redujo las opciones a las carteras de Asuntos Exteriores y Defensa.

Sin embargo, según las evaluaciones, el traslado al complejo del Ministerio de Defensa costará 40.000 millones de wones (33 millones de dólares) y al del Ministerio de Asuntos Exteriores, 80.000 millones wones (66 millones de dólares), por lo que se tomó la primera opción. 

Programa electoral de Yoon Suk-yeol 

En julio de 2019, Yoon Suk-yeol fue nombrado fiscal general del país y en el marco de su actividad supervisó la investigación sobre el ministro de Justicia Cho Kuk ante las acusaciones de corrupción.

El político del conservador Partido del Poder Popular ganó las elecciones presidenciales este 9 de marzo, obteniendo el 48,59 % de los votos frente al 47,79 % de Lee Jae-myung, del gobernante Partido Democrático.

Su programa electoral incluye el reforzamiento de la alianza con EE.UU. y las capacidades militares de Corea del Sur para que en caso de una amenaza nuclear procedente de Pionyang, Seúl pueda lanzar un ataque preventivo. Al mismo tiempo, Yoon Suk-yeol dice estar dispuesto a firmar un tratado de paz y proporcionar todo el apoyo financiero posible a Corea del Norte si esta accede a una “desnuclearización completa y verificable”.

Asimismo, Yoon Suk-yeol apoya la ampliación de vínculos económicos con China y se interesa por la expansión de la actividad económica en el Lejano Oriente ruso, así como por el desarrollo del potencial de la Ruta Marítima del Norte.

Autor

Comparte la Noticia: