Según la emisora israelí Kan, su padre, Ali Mussa Dakdouk, era responsable del entrenamiento de milicias proiraníes en Irak con el objetivo de atacar a las fuerzas estadounidenses.

Uno de los tres miembros del movimiento chií libanés Hezbolá que murieron el viernes en Siria, aparentemente por un ataque israelí con un avión no tripulado, era Hassan Ali Dakdouk, hijo de un alto dirigente de grupo, Ali Mussa Dakdouk, informa la emisora estatal israelí Kan.

El canal detalla que el comandante chií en cuestión está a cargo de las operaciones del movimiento en el sur de Siria.

Según el medio, Ali Mussa Dakdouk también era responsable del entrenamiento de milicias proiraníes en Irak con el objetivo de atacar a las fuerzas estadounidenses. En el pasado, las fuerzas estadounidenses lo detuvieron en Irak, pero las autoridades de Bagdad, a donde fue trasladado posteriormente, lo pusieron en libertad.

El viernes, se informó de que tres miembros de Hezbolá y un sirio murieron en el presunto ataque israelí con un dron contra un vehículo en los Altos del Golán ocupados.

Comparte la Noticia: