Este sábado 20 de julio entrará en vigencia en Panamá la ley que prohíbe el uso de bolsas plásticas desechables, una disposición pionera en Centroamérica, que apunta a reducir el daño ambiental. 

La normativa 1, aprobada por el Parlamento en enero de 2018, busca que los comercios y consumidores reemplacen las bolsas de plástico por alternativas menos contaminantes, como las biodegradables, o las que se fabrican en tela y son reutilizables. La Autoridad de Protección al Consumidor y Defensa de la Competencia (Acodeco) será la encargada de regular el cumplimiento de la medida. 

Comparte la Noticia:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.