Las autoridades de Texas lograron detener al hombre gracias a cámaras de seguridad y a un sistema de lectura de placas de automóviles.

La Policía del estado de Texas (EE.UU.) rescató a una niña de 12 años que había sido secuestrada afuera de casa en la ciudad fronteriza de Del Río por un presunto depredador sexual que conoció en las redes sociales.

Los investigadores, citados por medios locales, informaron que los padres de la menor denunciaron el pasado 5 de enero que un hombre desconocido se había llevado a su hija. El sospechoso, Christopher Quintanilla, de 24 años, fue identificado por imágenes de cámaras de seguridad y su posterior rastreo fue posible gracias al sistema de lectura de placas de automóviles. 

Imagen ilustrativa

Detienen en España a un depredador sexual acusado de abusar de al menos 26 menores de entre 8 y 12 años a los que contactó a través de videojuegos

Mediante la mencionada tecnología, a través de la cual los agentes pudieron ver la ruta del criminal en tiempo real, se supo que Quintanilla transportó a la niña hasta una casa en la ciudad de Stafford, ubicada a 560 kilómetros de Del Río. Las autoridades de Stafford fueron notificadas del hecho y acudieron al domicilio, en donde arrestaron al hombre.

Los investigadores del caso dijeron que todo el secuestro duró menos de siete horas y que la pequeña fue encontrada ilesa y en buen estado de salud

Se cree que el detenido conoció a la menor en Instagram (red social perteneciente a Meta, calificada en Rusia como organización extremista), en donde se habría ganado su confianza. “Él sabía exactamente lo que estaba haciendo”, declaró el jefe de Policía de Del Río, Frank Ramírez. “Sabemos cuáles eran sus intenciones”, enfatizó.

Quintanilla fue acusado de restricción ilegal de un menor y su fianza se fijó en 200.000 dólares.

Comparte la Noticia: