Samaná, RD.- Residentes de un sector que se encuentra parte atrás del ayuntamiento del  municipio de Sánchez de la provincia de Samaná, se quejaron de un vertedero improvisado creado por uno de los empleados del cabildo.

Denunciaron que los desperdicios, son traídos al parqueo del ayuntamiento municipal, desde el mercado y otros barrios. 

Señalaron que ahí llevan hasta  carnes podridas, lo que ha provocado una ola de ratas en las casas de los residentes de la zona.

Agregaron  además, que estos desperdicios están causando enfermedades y un mal olor que se siente al cruzar por la referida zona.

Comparte la Noticia:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.