El juez Brian Cogan aceptó la solicitud de la defensa del exsecretario de Seguridad Pública de México.

El exsecretario de Seguridad Pública de México, Genaro García Luna, estará presente en la audiencia del martes 17 de enero, en la que se hará una selección del jurado del juicio en su contra en Nueva York por cinco delitos, la mayoría relacionados con el tráfico de drogas. 

El abogado del exsecretario, Florian Miedel, solicitó al juez Brian Cogan que García Luna asista vestido de civil a las audiencias de la Corte Federal del Distrito Este en Brooklyn, Nueva York.

“Le escribo para con respeto solicitar que la Corte emita una orden el Centro de Detención Metropolitano (Nueva York) donde se encuentra preso García Luna para que se le permita usar ropa de civil y así asistir todos los días a su juicio“, se lee en el escrito, difundido por el periodista de Proceso, Jesús Esquivel.

 El juez Cogan aceptó la petición de la defensa y autorizó la siguiente vestimenta para García Luna: 

  • Un par de zapatos negros y un cinturón.
  • Cuatro pares de calcetines. 
  • Tres corbatas. 
  • Dos sacos color azul marino y dos pantalones de ese color.
  • Dos camisas blancas.

Audiencias

El juicio contra García Luna inició el pasado 9 de enero, con el proceso de preselección del jurado calificador, de 400 ciudadanos.

Para el martes, se prevé que sean calificadas unos 60 potenciales integrantes del jurado, mismos que se irán depurando hasta que resulten 12 miembros del jurado calificador final y otros 12 suplentes.

Este cuerpo colegiado se encargará de declarar la culpabilidad o la inocencia de García Luna, quien fue secretario de Seguridad Pública durante el Gobierno del panista Felipe Calderón (2006-2012). 

Acusaciones

Desde diciembre de 2019, García Luna se encuentra detenido en EE.UU. por cinco delitos: tres casos relacionados con la conspiración internacional para exportar cocaína y otras drogas al país norteamericano; otro es por delincuencia organizada; y uno más, por haberle mentido en 2018 a un agente federal de inmigración.

De acuerdo con la indagatoria en EE.UU., de 2001 a 2012, mientras ocupaba cargos policiales de alto rango en el Gobierno mexicano —primero como director de la extinta Agencia de Investigación Criminal (AFI) y luego al frente de la Secretaría de Seguridad Pública—, García Luna recibió sobornos millonarios del Cártel de Sinaloa y brindó protección a esa organización, además de proporcionarles información clave sobre operativos de las fuerzas de seguridad y sobre cárteles enemigos.  

Comparte la Noticia: