El arco como figura geométrica es autoportante, presidiendo de empujes hacia los extremos que lo soporta, siendo impresionante destacar que su base está bien soportada, una estructura de arco. Este puente es increíblemente duradero hasta que la consumación de los materiales empleados llegue al colapso de su construcción y para eso hay que esperar mucho tiempo.

En el año 1961, durante el gobierno provisional de Rafael Bonelly, después del ajusticiamiento del sátrapa Rafael Leónidas Trujillo Molina, el maestro constructor español, Enrique Amoró construyó el puente de arco la Peñita en el Municipio de Peralta.

Construido completamente con piedras de lajas de excelente calidad, a una distancia de 27 kilómetros de Azua, este puente es indudablemente una obra única en todo el territorio nacional. Su diseño y realización cumplen con el procedimiento inicial que se aprecia en la construcción de puentes en nuestro país. Este puente es una solución única. Por sus líneas arquitectónicas podemos decir que es muy parecido al puente situado en un paraje denominado Nivaje, y que fuera realizado por Don Manuel Glass, en el año 1882 en la ciudad de Santiago de Los Caballeros.

Este puente de arco cuenta entre lo más atractivos logros de la ingeniería, hasta un poco antes del siglo XX, fue utilizado el arco de piedra labrada, la población lugareña lo llama puente de la peñita y salva el cauce de un arroyuelo, fue construido en el año 1961, a una distancia de 27 km de la ciudad de Azua, el puente de la peñita es de proporción simple. Con una solución arquitectónica tradicional posiblemente como se construyera el primer puente que salvara de una riada.

Al pasar por encima de este tablero pensamos que es un puente de losa común, parecida a los que más abundan en nuestro país, pero la verdad es que es una estructura digna de desmenuzar desde su basamento y su forma autocortante hasta su material nativo y duradero realizado completamente en piedra.

Puente sobre El Río Vía

Esta histórica estructura, fue construida en el año 1914, este puente unido a la pavimentación de las principales calles de la ciudad, en el año 1922, conformaron, el eje citadino principal con el cual el transporte terrestre, desplazó el marítimo, que prácticamente fue relegado al olvido. Las aceras fueron construidas en el año 1920.

Un dato importante es el hecho de que la estructura original de este puente especialmente en sus barradilla fue mandada a modificar por el dictador Trujillo, con el propósito de eliminar la escritura que le daba el merito al General Luís Felipe Vidal, quien fue supervisó la construcción de la obra. A principios de siglo aun podía verse una placa en esta estructura con el siguiente texto: “Puente construido en el año 1914, bajo la supervisión de Luís Felipe Vidal, delegado del sur en el gobierno del presidente Borda”.

La importancia de este puente estriba en el hecho de que en esa época no existía una carretera bien planificada, que comunicara la provincia de Azua, con el resto del país.

Comparte la Noticia:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.