El hecho de que Teherán haya esquivado con éxito las prohibiciones económicas muestra lo limitado del efecto de las sanciones occidentales contra Rusia a raíz de su operativo en Ucrania, señala The Wall Street Journal.

Irán estableció un sistema bancario y financiero clandestino para poder realizar transacciones comerciales prohibidas por las sanciones de EE.UU., informa este viernes The Wall Street Journal, que se remite a fuentes diplomáticas occidentales y de inteligencia familiarizadas con el asunto.

En el marco del sistema creado, se utilizan cuentas en bancos comerciales extranjeros, empresas intermediarias registradas fuera de Irán, compañías que coordinan transacciones prohibidas, así como una cámara de compensación de transacciones dentro del país.

Según los documentos obtenidos por el diario, los bancos iraníes, que prestan servicios a empresas que no pueden realizar operaciones de exportación e importación debido a las sanciones, involucran a subsidiarias que se crean fuera del país y que luego sirven como intermediarios para los negocios iraníes. A través de estos intermediarios se realizan las ventas de petróleo y otras materias primas, así como las transacciones para la compra de bienes extranjeros por parte de Irán en dólares, euros y otras divisas a través de cuentas abiertas en bancos extranjeros.

EE.UU. dice estar cerca de poder reactivar con Irán el acuerdo nuclear de 2015

EE.UU. dice estar cerca de poder reactivar con Irán el acuerdo nuclear de 2015

Parte de los ingresos recibidos por las empresas intermediarias en el extranjero se retiran de las cuentas y se introducen de contrabando en el país mediante mensajeros. No obstante, la mayor parte permanece en cuentas bancarias en el extranjero.

Si bien las sanciones limitaron el desarrollo económico de Irán y provocaron el colapso de la moneda local, el rial, ese sistema bancario ayudó al país a resistir el cerco económico y a hacer crecer su economía después de tres años de declive. Asimismo, permitió a Teherán resistir la presión del presidente de EE.UU., Joe Biden, quien buscaba que Irán regresara al Plan de Acción Integral Conjunto adoptado en 2015, que fijó limitaciones al programa nuclear de la nación persa a cambio del levantamiento de las medidas de castigo, según afirman las fuentes.

El periódico también señala que el hecho de que Teherán haya esquivado con éxito las prohibiciones económicas muestra lo limitado del efecto de las sanciones financieras mundiales ahora que Occidente se las impone a Rusia a raíz de su operativo en Ucrania.

Autor

Comparte la Noticia: